4 ingredientes FIT que no sabías que podías añadir a tu café con guaraná

¿Te gusta probar sabores nuevos? El café combina a la perfección con un montón de ingredientes naturales que se pueden añadir tranquilamente para añadir matices frescos, ácidos, dulces… ¡elige tu combinación favorita y disfruta de tu café con guaraná de la forma más fitness!

Black Stone Coffee con menta

Achim Hepp | Flickr

La menta y el café hacen una pareja excepcional. Si nunca lo has probado con anterioridad, te recomendamos que lo hagas en frío con mucho hielo. Se trata de una bebida muy refrescante que sienta genial sobre todo cuando tienes dolor de cabeza, porque te refresca y te hidrata.

Además, el café con hojas naturales de menta es un reconstituyente lleno de antioxidantes fantástico para nuestro cuerpo. Tanto por la mañana como por la tarde,  puedes disfrutar de esta bebida y más ahora que va llegando el verano. ¡Dale una oportunidad!

Especias: canela, cardamomo o nuez moscada

Café con cardamomo y canela
Marco Verch | Flickr

¿Sabías que al café también se le pueden añadir especias? Sí, y puedes hacerlo añadiendo directamente sobre el café molido las que más te gusten o infusionándolos en el café ya preparado. La canela es una opción muy interesante y muy fitness porque ayuda a regular los niveles de azúcar en la sangre y tienes muchos antioxidantes.

Por otro lado, también te recomendamos esta receta de café de café cremoso helado con anís estrellado, que tiene muchas propiedades y te va a encantar.

Black Stone coffee con lavanda, un café aromático que vas a repetir

Café con lavanda

Elaborar este café es muy fácil. En una taza vamos a poner una cucharadita de sirope de ágave a calentar con una rama de lavanda, movemos durante unos minutos y dejamos que se mezclen los sabores. Luego con una batidora, batimos, colamos y añadimos una taza de nuestro Black Stone Coffee favorito, ¿por qué no probar algo distinto?

Café con limón

Una fórmula muy utilizada en el mediterráneo es mezclar el café con rodajas de limón. Puedes hacerlo tanto en caliente como en frío con hielo. El limón aporta un toque cítrico ácido que se complementa muy bien con el sabor del café, ¡y no digamos nada de su aroma!

Café negro con zumo de naranja, ¡actívate con muchas vitaminas!

¿Sabías que el café se puede mezclar con zumo de naranja y está muy rico? ¡Pues sí! Simplemente tienes que preparar un café como siempre, añadir el zumo de una naranja y un poco de piel de la misma. Espolvorearemos con un poco de canela (e incluso añadir media cucharadita de azúcar si queremos, aunque esto es totalmente opcional).